Peces Marinos - Peces Sapo

Nombre científico: Antennarius commerson
Nombre común en inglés: Commerson’s frogfish
Nombre común en español: Pez sapo
Familia: Antennariidae
Origen: Indo Pacífico
Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades: El Antennarius Commerson, también conocido como pez sapo gigante, fue descrito por Lacepède en 1798.

Es originario del Océano Indo-Pacífico y del este del Océano Pacífico, desde el Mar Rojo y Sudáfrica a Panamá, al norte en el sureste de Japón y las islas de Hawaii, al sur en las islas Lord Howe y Society.

Es uno de los peces sapo más grandes pues llega a medir alrededor de 45 cm y muy conocido por los científicos y los buzos.

En la naturaleza vive en las lagunas y en los arrecifes protegidos de las corrientes marinas, en aguas superficiales y a menudo entre los pilones de los muelles, a una profundidad que va de 1 a 50 m. Es difícil observarlo en su medio natural debido a su perfecto camuflaje y a las muy diversas coloraciones que adopta. Los juveniles frecuentemente son confundidos con los peces A. Pictus y A. Maculatus.

El A. Commerson posee la curiosa habilidad de cambiar su coloración e igualarla con las esponjas o corales que lo rodeen. Le gusta posarse sobre las esponjas y cambia su color hasta quedar exactamente igual que ellas, perfectamente camuflado y prácticamente invisible, a menos que se mueva y delate su presencia. Como si esto no fuera suficiente, deja que crezcan sobre su piel algunas algas, para darle más realismo a su “disfraz”.

También posee otra característica muy especial. Su primera espina dorsal se alargó y con la evolución se convirtió en una especie de “sedal” (illicium) para una “caña de pescar” y termina en un señuelo (esca) que puede parecerse a un gusano, un camarón e incluso un pececito con manchitas que simulan ojos y aletas formadas por excrecencias carnosas. Aparte de su perfecto camuflaje, lo más interesante del A. Commerson es su curiosa forma de cazar su comida. En lugar de perseguir a sus presas, él los atrae con su “caña de pescar” y la “carnada” simulada. Cuando la incauta presa se acerca a tratar de comerse la “carnada”, como forzosamente se acerca a la boca del pez sapo, este rápidamente lo engulle. Esta “caña de pescar” que posee  puede ser dañada e incluso amputada por mordidas de depredadores o presas que se defiendan, pero puede regenerarse. Mientras esto sucede, el pez habrá de pasar un período de ayuno hasta que este se regenere por completo.

Otro dato curioso es que el A. Commerson tiene la habilidad de expandir su cavidad bucal hasta 12 veces su volumen normal, por lo que puede engullir presas varias veces más grandes que él. Con su boca envuelve a la presa y, creando succión, puede engullirla en sólo 6 milisegundos. El pez escorpión o el pez piedra necesitan 15 milisegundos. Es tan rápido para tragar que incluso puede tragarse un pez en medio de un banco de peces sin que los demás siquiera se den cuenta. Le gusta permanecer en áreas expuestas a las corrientes de agua. Su piel está cubierta de pequeñas púas dérmicas y en algunas ocasiones de verrugas. Sus aletas pectorales parecen manitas, y con ellas se apoya en las rocas, esponjas o corales.

Raras veces nada, pues carece de vejiga natatoria. En vez de nadar, el pez prefiere “caminar” utilizando para ello sus curiosas aletas pectorales.

Debido a que son peces sedentarios, su metabolismo es algo lento. Por lo tanto, se recomienda alimentar a los adultos una o dos veces a la semana y 3 o 4 veces por semana a los juveniles. Pueden alimentarse con trozos de camarón, pescado, calamar o algún alimento comercial congelado.

Requiere un tanque de al menos 1000 litros de capacidad y le encanta posarse en las salientes de las rocas vivas.

Es mejor mantener a esta especie en un acuario en el que no haya otros peces pues invariablemente se los comerá.

Nombre científico: Antennarius hispidus
Nombre común en inglés: Shaggy frogfish
Nombre común en español: Pez sapo greñudo
Familia: Antennariidae
Origen: Indo-Pacífico
Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades: El Antennarius hispidus, también conocido como pez sapo greñudo, fue descrito por Bloch y Schneider en 1801.

Es originario del Océano Indo-Pacífico, de la zona que abarcan el Este de África, India y Malasia a las Molucas, al norte en Taiwán, al sur en el norte de Australia y se reportó un ejemplar en Fiji. Parece que no vive en las islas oceánicas del Océano Índico.

Es uno de los peces sapo más grandes pues llega a medir alrededor de 45 cm y muy conocido por los científicos y los buzos.

En la naturaleza vive en hábitats tranquilos, lodosos, profundos y lejanos de las costas, en los arrecifes superficiales o rocosos y a una profundidad de hasta 90 m.

Su coloración corporal general es canela claro y tiene pequeños puntos café-negruzcos. Todas sus aletas tienen puntos café-negruzcos. Su illicium es más largo que el siguiente rayo de su aleta dorsal. La primera espina de su aleta dorsal es casi del tamaño de la segunda y tiene un gran penacho de filamentos.

Este pez puede llegar a medir 45 cm.

También posee otra característica muy especial. Su primera espina dorsal se alargó y con la evolución se convirtió en una especie de “sedal” (illicium) de una “caña de pescar” y termina en un señuelo (esca) pequeño y redondeado. Aparte de su perfecto camuflaje, lo más interesante del A. Commerson es su curiosa forma de cazar su comida. En lugar de perseguir a sus presas, él los atrae con su “caña de pescar” y la “carnada” simulada. Cuando la incauta presa se acerca a tratar de comerse la “carnada”, como forzosamente se acerca a la boca del pez sapo, este rápidamente lo engulle. Esta “caña de pescar” que posee  puede ser dañada e incluso amputada por mordidas de depredadores o presas que se defiendan, pero puede regenerarse. Mientras esto sucede, el pez habrá de pasar un período de ayuno hasta que este se regenere por completo.

Le gusta permanecer en áreas expuestas a las corrientes de agua. Su piel está cubierta de pequeñas púas dérmicas y en algunas ocasiones de verrugas. Sus aletas pectorales parecen manitas, y con ellas se apoya en las rocas, esponjas o corales.

Raras veces nada, pues carece de vejiga natatoria. En vez de nadar, el pez prefiere “caminar” utilizando para ello sus curiosas aletas pectorales.

Debido a que son peces sedentarios, su metabolismo es algo lento. Por lo tanto, se recomienda alimentar a los adultos una o dos veces a la semana y 3 o 4 veces por semana a los juveniles. Pueden alimentarse con trozos de camarón, pescado, calamar o algún alimento comercial congelado.

Requiere un tanque de al menos 1000 litros de capacidad y le encanta posarse en las salientes de las rocas vivas.

Es mejor mantener a esta especie en un acuario en el que no haya otros peces pues invariablemente se los comerá.

Nombre científico: Antennarius maculatus
Nombre común en inglés: Warty, clown frogfish
Nombre común en español: Pez sapo payaso, pez sapo verrugoso
Familia: Antennariidae
Origen: Indo Pacífico
Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades: El Antennarius maculatus, también conocido como pez sapo payaso o pez sapo verrugoso, fue descrito por Desjardins en 1840.

Es originario del este del Océano Indo-Pacífico, desde las Malvinas y Mauritius a Indonesia, Singapur, Filipinas, Papúa Nueva Guinea y las islas Salomón. Recientemente se reportó su presencia en Nueva Caledonia.

Vive en la protección que le brindan los arrecifes rocosos y a una profundidad que va de 1 a 15 m. Los adultos generalmente permanecen entre las esponjas, las algas o los corales blandos y los juveniles en el arrecife, imitando a los nudibranquios.

Es un verdadero artista del camuflaje, pues es capaz de cambiar sus colores para pasar inadvertido en el medio que lo rodea. Incluso tiene muchas protuberancias parecidas a verrugas sobre la piel de su cuerpo

Llega a medir 15 cm y, al igual que el A. Commerson, también posee otra característica muy especial. Su primera espina dorsal se alargó y con la evolución se convirtió en una especie de “sedal” (illicium). De una “caña de pescar” y termina en un señuelo (esca) que imita a la perfección un pececito con manchitas que simulan ojos y barras laterales.

En lugar de perseguir a sus presas, él las atrae con su “caña de pescar” y la “carnada” simulada. Cuando la incauta presa se acerca a tratar de comerse la “carnada”, como forzosamente tiene que acercarse a su boca, rápidamente lo engulle. Esta “caña de pescar” que posee  puede ser dañada e incluso amputada por mordidas de depredadores o presas que se defiendan, pero puede regenerarse. Mientras esto sucede, el pez habrá de pasar un período de ayuno hasta que este se regenere por completo.

Sus aletas pectorales parecen manitas, y con ellas se apoya en las rocas, esponjas o corales.

Muy rara vez nada, pues carece de vejiga natatoria, En vez de nadar, prefiere “caminar” utilizando sus curiosas aletas pectorales. No es un pez tímido, y la mayoría del tiempo permanecerá a la vista, exhibiéndose.

Debido a que es un pez sedentario, su metabolismo es algo lento. Por lo tanto, se recomienda alimentar a los adultos una o dos veces a la semana y 3 o 4 veces por semana a los juveniles. Pueden alimentarse con trozos de camarón, pescado, calamar o algún alimento comercial congelado.

Requiere un tanque de al menos 80 litros de capacidad, sin corales u otros organismos similares, pues al posarse sobre ellos los irritará y lastimará.

Es mejor mantener a esta especie en un acuario en el que no haya otros peces y crustáceos pues se los comerá. Tampoco debe mantenerse dos o más A. Maculatus, u otros peces que sean parecidos a él, en el mismo acuario, pues son bastante agresivos.

Se sabe que este pez puede engullir presas de su mismo tamaño. Si se van a mantener otros peces en el acuario, estos deben ser siempre más grandes que él.

No es un pez fácil de mantener, por lo que no se recomienda para aquellos que apenas se inician en el maravilloso mundo del acuario marino.

Nombre científico: Antennarius pictus
Nombre común en inglés: Painted frogfish
Nombre común en español: Pez sapo pintado
Familia: Antennariidae
Origen: Indo Pacífico
Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades: El Antennarius maculatus, también conocido como pez sapo pintado, fue descrito por Shaw en 1794.

Es originario del Océano Indo-Pacífico, desde el Mar Rojo y el este de África a las islas Hawaii y Society.

Vive en los arrecifes poco profundos y protegidos, a una profundidad de hasta 75 m. Los adultos generalmente permanecen entre las esponjas y los juveniles sobre la arena o en el arrecife, imitando a las esponjas pequeñas o a los nudibranquios.

Su coloración corporal es variable. Pasa por una fase en la que es negro con las puntas de las aletas pectorales blancas.

También posee otra característica muy especial. Su primera espina dorsal se alargó y con la evolución se convirtió en una especie de “sedal” (illicium) de una “caña de pescar” y termina en un señuelo (esca).

La parte ósea de su illicium tiene muchas franjas entrecruzadas negras y es casi dos veces más largo que su segunda espina dorsal y su esca puede ser un penacho alargado o un apéndice aplanado.

En lugar de perseguir a sus presas, él las atrae con su “caña de pescar” y la “carnada” simulada. Cuando la incauta presa se acerca a tratar de comerse la “carnada”, como forzosamente tiene que acercarse a su boca, rápidamente lo engulle. Esta “caña de pescar” que posee  puede ser dañada e incluso amputada por mordidas de depredadores o presas que se defiendan, pero puede regenerarse. Mientras esto sucede, el pez habrá de pasar un período de ayuno hasta que este se regenere por completo.

Sus aletas pectorales parecen manitas, y con ellas se apoya en las rocas, esponjas o corales.

Muy rara vez nada, pues carece de vejiga natatoria, En vez de nadar, prefiere “caminar” utilizando sus curiosas aletas pectorales. No es un pez tímido, y la mayoría del tiempo permanecerá a la vista, exhibiéndose.

Debido a que es un pez sedentario, su metabolismo es algo lento. Por lo tanto, se recomienda alimentar a los adultos una o dos veces a la semana y 3 o 4 veces por semana a los juveniles. Pueden alimentarse con trozos de camarón, pescado, calamar o algún alimento comercial congelado.

Requiere un tanque de al menos 500 litros de capacidad, sin corales u otros organismos similares, pues al posarse sobre ellos los irritará y lastimará.

Es mejor mantener a esta especie en un acuario en el que no haya otros peces y crustáceos pues se los comerá. Tampoco debe mantenerse dos o más A. Maculatus, u otros peces que sean parecidos a él, en el mismo acuario, pues son bastante agresivos.

Se sabe que este pez puede engullir presas de su mismo tamaño. Si se van a mantener otros peces en el acuario, estos deben ser siempre más grandes que él.

No es un pez fácil de mantener, por lo que no se recomienda para aquellos que apenas se inician en el maravilloso mundo del acuario marino.

Nombre científico: Antennarius striatus
Nombre común en inglés: Striated, zebra, hairy frogfish
Nombre común en español: Pez sapo estriado, zebra o peludo
Familia: Antennariidae
Origen: Océano Atlántico e Indo-Pacífico
Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades: El Antennarius striatus, también conocido como pez sapo estriado, zebra o peludo,  fue descrito por Shaw en 1794.

Es originario, del este del Océano Atlántico, de la zona que abarca los alrededores de las costas de África, desde Senegal hasta el sureste de África y un solo ejemplar reportado en Santa Helena. En el oeste del Océano Atlántico, de los alrededores de las costas de Nueva Jersey, Bermuda, Bahamas, el Golfo de México y a través de los grupos de islas del Caribe hasta la costa más al sur de Brasil. Del Océano Indo-Pacífico, del Mar Rojo y las costas del este de África a las islas Society y Hawaii, al norte en Japón y al sur en Australia y Nueva Zelanda.

Vive en los arrecifes rocosos o coralinos, sobre las rocas, la arena o el cascajo. Puede encontrarse en los estuarios a lo largo de la costa este del sur de África y a una profundidad que va de 10 a 219 m.

Su coloración corporal es muy variable, pero unas líneas muy notorias parten desde sus ojos, el hueso que soporta su illicium se extiende al frente de su labio superior y puede llegar a medir alrededor de 25 cm.

Es un pez sapo interesante. Al igual que el A. Commerson y el A. Striatus, posee otra característica muy especial. Su primera espina dorsal se alargó y con la evolución se convirtió en una especie de “sedal” (illicium) de una “caña de pescar” y termina en un señuelo (esca) que imita a la perfección una lombriz en constante movimiento. Con su esca atrae hacia su boca a sus incautas presas. Al parecer esta una apetitosa lombriz, siempre cae algún pececillo o caballito de mar, los cuales engulle con una velocidad vertiginosa. Con su boca envuelve a la presa y, creando succión, puede engullirla en sólo 6 milisegundos. El pez escorpión o el pez piedra necesitan 15 milisegundos. Es tan rápido para tragar que incluso puede tragarse un pez en medio de un banco de peces sin que los demás siquiera se den cuenta. Esta “caña de pescar” que posee  puede ser dañada e incluso amputada por mordidas de depredadores o presas que se defiendan, pero puede regenerarse. Mientras esto sucede, el pez habrá de pasar un período de ayuno hasta que este se regenere por completo.

Algunas personas los consideran unos peces horrorosos y otras los encuentran tiernos y simpáticos. Llega a medir 22 cm aproximadamente y su cuerpo está completamente cubierto de filamentos  que le sirven para camuflarse. También es capaz de cambiar sus colores para pasar inadvertido en el medio que lo rodea. Sus aletas pectorales parecen manitas, y con ellas se apoya en las rocas, esponjas o corales. Raras veces nada, pues carece de vejiga natatoria. En vez de nadar, el pez prefiere “caminar” utilizando para ello sus curiosas aletas pectorales.

Debido a que son peces sedentarios, su metabolismo es algo lento. Por lo tanto, se recomienda alimentar a los adultos una o dos veces a la semana y 3 o 4 veces por semana a los juveniles. Pueden alimentarse con trozos de camarón, pescado, calamar o algún alimento comercial congelado.

Requiere un tanque de al menos 150 litros de capacidad y le encanta posarse en las salientes de las rocas vivas y sobre los corales, por lo que inevitablemente los lastimará e irritará.

Es mejor mantener a esta especie en un acuario en el que no haya otros peces pues invariablemente se los comerá.

Es un pez difícil de mantener, por lo que no se recomienda para aquellos que apenas empiezan en el maravilloso mundo del acuario marino.

Nombre científico: Porichthys notatus
Nombre común en inglés: Plainfin midshipman
Nombre común en español: Pez sapo cantor
Familia: Batrachoididae
Origen: Océano Pacífico
Parámetros ideales:
Salinidad: 1023 a 1025
Temperatura: 23 a 26º C
Calcio: 400 a 450 ppm
Alcalinidad: 8 a 12 dKH
Magnesio: 1200 a 1350
Estroncio: 8 a 10
PH: 8.10 a 8.40

Información, cuidados y curiosidades: El pez sapo cantor Porichthys notatus fue descrito por Girard en 1854.

Es originario del Océano Pacífico Occidental, de la zona que abarca Sitka, Alaska, Bahía Magdalena, Baja California Sur. Los reportes de su presencia en áreas al sur de Baja California y en el Golfo de California son erróneos. Existen dos poblaciones, una en Oregón al norte y otra en San Francisco al sur.

Su aleta caudal es redondeada, angosta y sus aletas pectorales son anchas. Su coloración corporal es café oliva a bronce o púrpura oscuro iridiscente en su superficie dorsal, pálida en los costados y amarillo oro en la superficie ventral. Tiene un espacio blanco debajo del ojo, con una mancha en forma de luna debajo y blanco en el borde posterior del maxilar.

Los juveniles tienen una mancha dorsal oscura en forma de silla de montar.

Vive en áreas intermareales (donde puede permanecer fuera del agua debajo de las rocas o las algas marinas), a mayor profundidad sobre la arena o los fondos lodosos. Los machos realizan migraciones verticales durante las noches.

Este pez puede llegar a medir alrededor de 38 cm

Este feo pero maravilloso pez tiene unas características que lo hacen único y especial.

Tiene fotóforos (que utilizan para atraer a sus presas) y cuatro líneas laterales.

Es un pez nocturno y se entierra a sí mismo en la arena o el lodo en la zona intermareal durante el día. Por la noche flota encima de la arena.

También depende de la comunicación auditiva; durante la temporada de apareamiento emite un sonido generalmente descrito como un zumbido, que genera mediante contracciones rápidas de los músculos de su vejiga natatoria. Puede producir este sonido por más de una hora seguida, y es lo suficientemente fuerte como para ser oído (y para sorprender) a las personas que estén cerca, en tierra o en casas flotantes.

El casco de los botes tiende a amplificar el sonido a niveles de impedir el sueño. Las hembras reproductoras desarrollan una sensibilidad selectiva a este sonido, y responden depositando sus huevecillos cerca de un macho “cantor”.

Investigadores de la Universidad de Washington y la Universidad de Cornell recientemente demostraron que la sensibilidad incrementada asociada con el estado reproductor de las hembras puede ser duplicada en las hembras no reproductoras incrementando los niveles hormonales, y que esto actúa en el oído interno de los peces para producir el cambio en la sensibilidad.

Un incremento en los niveles de las hormonas testosterona y estradiol dispara los cambios que resultan en una sensibilidad incrementada a las altas frecuencias.

Newsletter

RECIBE PROMOCIONES ESPECIALES

Copyright © 2020 Alfaquarium. Todos los derechos reservados.